La Cucafera Restaurant, Tarragona.


lacucafera-tgna-11-copyright-debocaenboca

La Cucafera, forma parte del “Seguici” Popular de nuestra ciudad y es un animal de la fauna fantástica, con cabeza de cocodrilo y cuerpo de tortuga, que se utiliza  para representar el infierno y el diablo. El restaurante que hemos visitado abandera el nombre de esta “bestia” como insignia.

El LOCAL

A los pies de las escaleras de la Catedral de Tarragona no te pasa desapercibido tanto por su nombre como por su terraza.

lacucafera-tgna-8-copyright-debocaenboca

Las mesas están vestidas con caminos y salvamanteles de papel en dónde encuentras impresa la historia de este elemento de nuestras fiestas. Servilletas lilas y platos negros resultan sobrios junto a la imponente madera de sus mesas y sillas. Algunos detalles de desorden (alguna caja de vino apilada) te descolocan dentro de ese orden que quizás buscan romper así de forma intencionada. (?)…

¿QUÉ COMIMOS?

lacucafera-tgna-0-copyright-debocaenboca

En la carta encuentras los típicos entrantes y ensaladas, tapas (croquetas, buñuelos, anchoas, calamares… ) y luego por supuesto carnes (espalda de cordero al horno, solomillo de ternera “Bruna”… ) y pescados (parrillada de pescado, bacalao a la catalana, atún con sésamo sobre verduritas… ), pero desconocíamos que ofrecían un menú de noche con pan y postre incluido a 19€, que fue nuestra elección por su atractivo menú y, por supuesto, el ajustado precio. El menú elegido fue:

  • Mejillones a la marinera: de tamaño pequeño y sabrosa salsa! Era para estar haciendo barquitos de  pan continuamente  y no parar… Abundante plato  y muy bien cocinados.

lacucafera-tgna-3-copyright-debocaenboca

  • Cazuela de rape con almejas, mejillones y gambas: nuestro amigo la eligió con ganas pero no la destacó por su brillantez. La salsa era muy, muy similar a la de los mejillones. Gustó pero  parecía que repetía de nuevo plato.

lacucafera-tgna-6-copyright-debocaenboca

  • Brocheta de pescado y langostinos: 2 taquitos de salmón era el elegido para esta brocheta en la que 3 langostinos les acompañaban. La presentación como mínimo impresiona (véase foto) aunque hay que reconocer que una vez en la mesa no sabes bien qué hacer con ello… Correcta, sin nada destacable.

 

lacucafera-tgna-9-copyright-debocaenboca.jpg

 

  • Longaniza con patatas: abundante plato elegido para los niños. Es una apuesta segura.

lacucafera-tgna-4-copyright-debocaenboca

En cuanto a los postres dentro del menú de noche, la oferta no es muy amplia y resulta poco atractiva por lo que elegimos varias bolas de helado: avellana, vainilla, chocolate…  que tampoco nos resultaron nada excepcionales.

NUESTRA IMPRESIÓN… abandonará  nuestra lista de restaurantes pendientes de catar con cierta pena ya que las expectactivas eran altas  y quizás nos ha faltado que hubiera algo más de química. Es una buena opción si vas con niños y si quieres un menú asequible y cerrado de noche.

SU FUERTE ES…. su excelente ubicación a escasos metros de la Catedral de Tarragona y de la calle mayor y su ajustado precio. Es de agradecer el aperitivo que te facilitan para hacer la espera más corta (sobretodo por los niños).

ASPECTOS A MEJORAR…. Los camareros iban algo despistados y/o desbordados. Nos sorprendió que a las 21.30h de la noche nos argumentaran que no habían servido el pan que habíamos reclamado, en dos ocasiones, porqué todavía estaba en el horno. Tuvieron varios descuidos más que no revisten importancia pero al final, en este caso,  todo resta.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s